Este artículo trata sobre un tema incluido en las Leyendas.El tema de este artículo aparece en la era del Alzamiento del Imperio.El tema de este artículo aparece en la era de la Rebelión.El tema de este artículo aparece en la era de la Nueva República.


«Eso es un mito en lo que a mí respecta.»
Mellor Yago en la flota Katana[fuente]

La Flota Katana era una fuerza de ataque de doscientos cruceros pesados clase Acorazado lanzados por la República Galáctica durante sus últimas décadas de existencia, como parte de un intento por restaurar la Armada de la República a su antigua gloria. La flota, sin embargo, se perdió en su viaje inaugural cuando un virus colmena enloqueció a sus tripulaciones y el capitán de la fuerza de ataque lanzó las naves ciegamente al hiperespacio.

Cinco años después de la Batalla de Endor, el Gran Almirante Thrawn del Imperio Galáctico convenció al capitán contrabandista Hoffner para que le proporcionara la ubicación de la fuerza de ataque perdida hace mucho tiempo. Al enterarse del objetivo de Thrawn, la Nueva República también entró en la carrera por la flota perdida. Sin embargo, el Imperio logró escapar con 178 de las preciadas naves antes de que llegara la República.

Historia

Creación

En sus últimas décadas, el Senado de la República Galáctica arrojó dinero a muchos proyectos grandiosos. Uno de ellos, que se completó en el 46 ABY, era la flota Katana, una fuerza de ataque de doscientos cruceros pesados clase Acorazado,[2] todos con caminantes experimentales AT-PT. Fue nombrada después como su nave insignia, el Katana. Para contrarrestar los requisitos de alta dotación de personal de dichas naves, la flota se modificó ampliamente con circuitos esclavos de plataforma completa, reduciendo los requisitos a solo unos 2.200 por naves (en lugar de más de 16.000). Para distinguir aún más la flota Katana, Motores Estelares Rendili rediseñó todo el interior del Acorazado para la ocasión, desde el equipamiento y la decoración interior hasta la superficie del casco gris oscuro. La flota se ganó el apodo no oficial de "la Fuerza Oscura", en parte por el color del casco, y en parte por la menor necesidad de iluminación interior permitida por los complementos más pequeños de la tripulación. Con su avanzada tecnología de circuitos esclavos, la flota Katana se posicionó para anunciar una nueva era para las naves de guerra militares.[1]

Desaparición

«BIS cree que este maestro de genética tiránico no solo es el perro akk del conde Dooku responsable de los recientes brotes de ácaros de piedra, sino el maníaco homicida detrás de las criptas de metástasis de carbonita de Anaxes y el descenso de la flota Katana a la locura total.»
―Mace Windu, sobre la posible participación de Zeta Magnus[fuente]

Sin embargo, lo que debería haber sido una demostración de eficiencia se convirtió en un completo fiasco. Uno o más de los tripulantes de las naves detectaron un virus colmena en uno de los puertos de escala en el viaje inaugural de la flota. Dicho virus, que tenía la particularidad de volver locos a sus víctimas justo antes de matarlas, se propagó por los doscientos Acorazados mientras estaban inactivos. Cuando de repente estalló, el virus derribó a casi todos a la vez. Las tripulaciones infectadas, en lugar de pedir ayuda, esclavizaron sus naves juntas. Debido a eso, la tripulación de mando del Katana también cayó en la locura y saltó ciegamente al hiperespacio, llevándose a toda la flota con ellos.[1]

Después de esa debacle, el proyecto Katana se convirtió en una vergüenza para los escalones militares que habían encargado la flota,[3] y aunque ese incidente en realidad no inició el movimiento hacia la descentralización en las funciones automáticas de la nave, sin duda selló su resultado.[1]

El incidente llegó a los titulares por un tiempo, con algunos periodistas haciendo juegos de palabras sarcásticos sobre el nombre de "Fuerza Oscura". Durante unos años, muchos equipos de rescate entusiastas la persiguieron,[1] pero fue en vano, ya que tratar de encontrar una nave que se había saltado a algún lugar aleatorio en la galaxia era prácticamente imposible, e incluso doscientas naves podrían perderse fácilmente dentro de la inmensidad del espacio.[4] En el momento de las Guerras Clon, el Buró de Inteligencia del Senado de la República supuso que la mente maestra detrás del virus colmena había sido Zeta Magnus, un terrorista genético afiliado a la Confederación de Sistemas Independientes, quien fue el resultado de un experimento extraño realizado por los tecno señores del Dominio Arkaniano.[5] La flota finalmente se convirtió en una leyenda, hasta el punto de que algunas personas creyeron que nunca había existido en primer lugar.[6]

Redescubrimiento

El capitán Hoffner y su tripulación se encontraron con dos cruceros de la perdida flota Katana después de un salto ciego en el hiperespacio.

La Fuerza Oscura permaneció sin descubrir hasta que el capitán contrabandista Hoffner y su nave tropezaron con ella en el 6 ABY. Hoffner y su oficial de navegación/sensor, Talon Karrde, fueron los únicos a bordo conscientes del hallazgo, pero ninguno se dio cuenta de que la otra persona conocía el secreto. Cada uno ocultó la ubicación de la flota hasta el momento adecuado para utilizarla. Más tarde, Hoffner arregló la venta de Acorazados Katana individuales a Garm Bel Iblis, quien finalmente acumuló una fuerza de ataque de seis de las naves, incluida su nave de mando, el Peregrino.

Hacia el 6 DBY, el equilibrio de poder entre la Nueva República, el Remanente Imperial y las fuerzas de los señores de la guerra era tan precario que, a pesar de su edad, se creía que cualquier facción que recuperara la flota se convertiría inmediatamente en la fuerza dominante en la galaxia. El enorme valor potencial de la flota Katana se usó para atraer al Destructor Estelar clase Imperial II Eviscerador como preludio de la Segunda Batalla de Borleias.

Bel Iblis llega al lado de la Nueva República.

En el 9 DBY, casi cincuenta y cinco años después de la desaparición de la flota, el Gran Almirante Thrawn se interesó en obtener la flota. Sin embargo, las acciones del Gran Almirante volvieron a Mara Jade contra el Imperio Galáctico y ella, junto con Luke Skywalker, rescató a Karrde de las fuerzas de Thrawn y trajo al contrabandista a la Nueva República. Sin embargo, Thrawn pudo obtener la información de Hoffner, y aunque ambas partes aseguraron parte de la flota durante la Batalla por la flota Katana, Thrawn había adquirido todos menos veintidós de los Acorazados antes de que llegaran las fuerzas de la Nueva República. Estas naves restantes, a excepción del Acorazado destruido durante la batalla, se convirtieron en parte de la flota de la Nueva República, junto con los caminantes AT-PT que luego se utilizaron en la campaña contra Thrawn. Inicialmente, la Nueva República creía que Thrawn no podría aprovechar sus nuevas naves, ya que necesitaría más de trescientos mil equipos para la flota Katana, 2.000 para cada una de las 178 naves. Sin embargo, Thrawn demostró ser más ingenioso, utilizando clones producidos en días (en lugar de años) a partir de cilindros de clonación Spaarti en el almacén del Emperador en Wayland para tripular sus naves. Luke Skywalker y Talon Karrde estimaron que los clones de Thrawn fueron "desarrollados" hasta la madurez en quince o veinte días en lugar del típico año a tres años. En general, los clones que crecían así de rápido eran mentalmente inestables, pero debido al uso de ysalamir y sus habilidades de neutralización de la Fuerza, los clones de Thrawn podían crecer a la perfección en una fracción del tiempo típico sin este efecto secundario.

La adquisición de Thrawn de los Acorazados Katana aumentó la capacidad de su flota hasta el punto de que pudo atacar de inmediato a más de veinte sistemas de la Nueva República. En las campañas posteriores de la flota de Thrawn, era una vista común ver un solo Destructor Estelar con varios Acorazados alrededor, probablemente todos de la Flota Katana.[7]

Entre bastidores

Talon Karrde declaró que la flota se perdió en el 32 ABY (en el momento de La Amenaza Fantasma), pero el capitán Gilad Pellaeon la estableció en cincuenta y cinco años antes de la fecha de la historia (que se establece en el 9 DBY). The New Essential Chronology establece el lanzamiento de la flota después de la Guerra Hiperespacial Stark, pero no indica implícitamente que se perdió el mismo año, aunque la implicación es que se perdió antes del 44 ABY. Es más probable que un oficial Imperial de alto rango tenga la fecha correcta que un jefe de contrabando, especialmente porque Karrde dijo que fue "unos diez años antes de las Guerras Clon".

Sin embargo, Jorus C'baoth figuraba como asesinado a bordo del Vuelo de Expansión en los archivos informáticos de la nave insignia, el Katana[8]. Dado que la novela, Vuelo de Expansión, enumera el despliegue del Vuelo de Expansión como entre La Amenaza Fantasma y El Ataque de los Clones en el 27 ABY, esto significa que la flota Katana se perdió después del Vuelo de Expansión o que la información en la computadora del Katana acerca de C'boath se actualizó automáticamente después de que se perdió la flota Katana.

Apariciones

Fuentes

Notas y referencias

 La versión original de este artículo, o parte del mismo, fue traducida de Wookieepedia, ver autores
*Nota: Algunos de los enlaces son de afiliados, lo que significa que, sin costo adicional para ti, Fandom ganará una comisión si haces clic y realizas una subscripción. El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.