FANDOM


Premium-Eras-canon

Hodnar Borrum fue un hombre humano que sirvió como oficial en el Gran Ejército de la República Galáctica y su sucesor, el Ejército Imperial del Imperio Galáctico. Hacia el final de las Guerras Clon, un conflicto de tres años de largo que concluyó con la transición de la República al Imperio, se informa que Borrum dirigió la carga contra la última posición de los Jedi, reuniendo personalmente a soldados clon contra una fortaleza en la montaña. En el Imperio, Borrum se convirtió en un general, y sirvió tanto tiempo que llegó a ser conocido como el Viejo.

Sin embargo, tal vez debido a su vejez o su desprecio por la Fuerza, Borrum nunca fue nombrado Gran General, un honor que fue para Kenner Loring. Después de que el Imperio sufriera una gran derrota en Endor, el General Borrum recibió un asiento en el Consejo Sombra, un cuerpo gobernante secreto dirigido por el Almirante de Flota Gallius Rax. Borrum, más tarde, ordenó a las fuerzas terrestres imperiales durante la catastrófica Batalla de Jakku, que terminó con la Guerra Civil Galáctica a favor de la Nueva República.

Biografía

Era del Imperio

Hodnar Borrum sirvió como oficial en el Gran Ejército de la República durante las Guerras Clon. Él personalmente participó en la Purga Jedi y lideró a los soldados clon contra los Jedi que se habían encerrado en una fortaleza de la montaña ya sea en Madar o Morad. Borrum continuó sirviendo en el ejército del Imperio Galáctico y finalmente ascendió al rango de general.[1] Para el 5 ABY,[3] Borrum se había ganado el apodo de «el Viejo» entre sus compañeros oficiales del Ejército Imperial debido a su largo servicio a la República y al Imperio.[1]

A pesar de su experiencia y talento como general, Borrum no fue promovido a Gran General. En cambio, la posición fue para Kenner Loring. Algunos como la Gran Almirante Rae Sloane especularon que había sido ignorado debido a su edad, sentido práctico y su desdén por la Fuerza, lo que probablemente enfureció a Darth Vader. Borrum fue uno de los altos oficiales militares imperiales para sobrevivir a las catastróficas secuelas de la Batalla de Endor. Debido a su talento y reputación, Borrum fue reclutado por el Almirante de Flota Gallius Rax a su secreto Consejo Sombra, un consejo asesor secreto que gobernó los restos del Imperio desde detrás de las escenas. Rax y su mascarón de proa, Sloane, comandaron las fuerzas imperiales en la Nebulosa Vulpinus.[1]

Consejo Sombra

Durante la cena inaugural del Consejo Sombra, el general Borrum comentó que el Imperio enfrentaba una interesante inversión. Supuso que muchos Imperiales aún no habían llegado a un acuerdo con el hecho de que el Imperio ya no era una potencia de primer orden. Sloane y el propagandista Imperial Ferric Obdur estuvieron de acuerdo y abogaron por que el Imperio actúe como los desvalidos que luchan por salvar la galaxia. Las ideas de Borrum y sus camaradas complacieron a Rax, quien ingresó a la sala para revelar que había creado el Consejo Sombra como un cerebro que reconstruiría el Imperio.[1]

Rax luego informó al Consejo de las Sombras que secretamente comandaba otras flotas remanentes Imperiales en la Almagesto, la Nebulosa del Recluso, la Nebulosa Queluhan, el Triángulo Ro-Loo, y la Amada. Cuando Borrum respondió que el Imperio todavía necesitaba botas y armadura en el suelo, Rax reveló que el Imperio aún controlaba las fábricas en los mundos del Borde Exterior de Zhadalene, Korrus, y Belladoon. Rax prometió usar estos recursos como un cable para estrangular a la Nueva República, el gobierno sucesor de la Alianza Rebelde.[1]

Golpe de Rax

Tras el ataque en Chandrila, el general Borrum y sus colegas del Consejo Sombra asistieron a una reunión improvisada con el Almirante de Flota Rax, quien afirmó que la Gran Almirante Sloane se había perdido para la Nueva República y que se estaba haciendo todo lo posible para recuperarla. Cuando Rax prometió continuar su visión del Imperio, Borrum preguntó si Rax estaba reclamando el manto de Emperador o Gran Almirante. Rax respondió que no era digno de esos cargos superiores y en su lugar optó por asumir el título de Consejero del Imperio, sirviendo como un líder intersticial hasta el regreso de Sloane.[1]

Un escéptico Borrum protestó que la decisión de Rax no tenía precedentes y afirmó que al hacerlo dejaría al Imperio sin timón. Rax respondió que el Imperio tenía que evolucionar y afirmó que el Consejero sería solo una posición temporal. Borrum luego señaló que la oficina del Emperador Galáctico no había sido temporal cuando Darth Sidious dejó de ser el Canciller Supremo de la ex-República. Rax respondió con una sola línea «quizás». Cuando Borrum exigió saber por qué Rax los había traído al planeta estratégicamente estéril de Jakku, Rax afirmó que sería un campo de pruebas para el Imperio en medio del caos que se apoderaría de la Nueva República tras el ataque en Chandrila. En secreto, Rax planeó eliminar a Borrum y sus compañeros miembros del Consejo con la excepción del Comandante Brendol Hux, a quien consideraba esencial para sus planes.[1]

Confrontación en Jakku

Durante varios meses, el Remanente Imperial de Rax esperó en Jakku a que la Nueva República lanzara su ataque. Rax justificó su transferencia a Jakku alegando que las duras y áridas condiciones del planeta agudizarían a los imperiales hasta convertirlos en una fuerza de combate más fuerte. En verdad, Rax fue el ejecutor del plan póstumo de Contingencia del Emperador para derribar al Imperio y comenzar de nuevo. Este plan implicó destruir gran parte del Imperio y traer a un elegido a las Regiones Desconocidas para reconstruir el Imperio. Durante ese periodo, Borrum se basó a bordo del Devastador, la nave de mando imperial.[2]

Después de que la Nueva República enviara un droide sonda y a una nave exploradora a Jakku, Borrum asistió a una reunión del Consejo Sombra. Durante la reunión, Borrum expresó su impaciencia por la larga espera. Explicó que sus hombres estaban cada vez más cansados ​​y exhaustos por tener que esperar en alerta durante tanto tiempo. El Gran Moff Randd respondió que la llegada lenta de la Nueva República daría tiempo a las fuerzas imperiales para reforzar sus fuerzas. Borrum también fue un coleccionista conocido de artefactos de las Guerras Clon. Cuando las fuerzas Imperiales capturaron al droide de combate B1 Sr. Huesos, el oficial imperial Effney consideró enviarlo a Borrum. Sin embargo, Bones logró matar a Effney y liberar a su ama, la madre de Temmin Wexley, Norra Wexley de la cautividad imperial.[2]

Durante la Batalla de Jakku, el general Borrum ordenó a las fuerzas terrestres imperiales en Jakku. Sin darse cuenta de los verdaderos planes de Rax, le aseguró al consejero que ganarían la batalla. Las fuerzas de Borrum usaron tácticas no convencionales para frenar las fuerzas de desembarco de la Nueva República. La marea de la batalla se volvió en favor de la Nueva República después de que el Súper Destructor Estelar Devastador fuera derribado, privando a los Imperiales de un comando central. No se sabe si Borrum pereció o sobrevivió durante la batalla, que terminó con la Guerra Civil Galáctica a favor de la Nueva República y provocó la desintegración del Imperio Galáctico.[2]

Personalidad y rasgos

Hodnar Borrum era un oficial del ejército experimentado que sirvió en los ejércitos de la República Galáctica y el Imperio Galáctico. Era un general práctico que no creía en la Fuerza. En el 5 DBY, Borrum era un anciano cuyas mejillas estaban marcadas con líneas profundas, cráteres escarpados y manchas oscuras en el hígado. Sin embargo, sus ojos se mantuvieron nítidos y no se nublaron por la edad. Borrum era un pensador agudo y perspicaz a quien le gustaba plantear preguntas difíciles.[1]

Borrum criticó la estrategia y las tácticas del Almirante de Flota Rax. Se opuso a la decisión de Rax de designarse a sí mismo Consejero del Imperio; señalando que no estaba asumiendo el liderazgo de los restos Imperiales tras la supuesta captura de Sloane por parte de la Nueva República. También estaba perplejo por la decisión de Rax de reunir a las flotas remanentes imperiales sobre Jakku para un enfrentamiento con la Nueva República. Borrum consideraba a Jakku como un mundo estéril y sin importancia estratégica.[1]

Posteriormente, Borrum criticó la decisión del Consejero Rax de llevar al Imperio a Jakku a la espera de un enfrentamiento final con la Nueva República. Señaló que las duras condiciones del planeta estaban afectando el bienestar mental y físico de sus hombres. Borrum más tarde expresó confianza de que el Imperio triunfaría en la Batalla de Jakku. No sabía que Rax estaba implementando el plan de contingencia póstumo del Emperador para destruir el Imperio y comenzar de nuevo.[2]

Entre bastidores

Hodnar Borrum apareció por primera vez como un personaje secundario en las novelas de Chuck Wendig en 2016 y 2017 Consecuencias: Deuda de Vida y Consecuencias: El Fin del Imperio , la segunda y tercera entregas de La Trilogía Consecuencias. La mayoría de sus líneas se cuentan desde el punto de vista de Rae Sloane y Gallius Rax.

Apariciones

Notas y referencias

  1. 1,00 1,01 1,02 1,03 1,04 1,05 1,06 1,07 1,08 1,09 1,10 1,11 1,12 1,13 1,14 1,15 1,16 Consecuencias: Deuda de Vida
  2. 2,0 2,1 2,2 2,3 2,4 Consecuencias: El Fin del Imperio
  3. Star Wars: Atlas Galáctico fecha la Batalla de Endor en el 4 DBY y los eventos de Imperio Destruido, Parte I, que toman lugar tres meses después de la batalla, el 5 DBY. Además, la novela Consecuencias declara que han pasado meses desde la Batalla de Endor, mientras Consecuencias: Deuda de Vida comienza dos meses después del final de Consecuencias. Además, los eventos de Consecuencias: Deuda de Vida comienzan al menos cuatro meses después de la Batalla de Endor, que corresponde al 5 DBY. Adicionalmente, el Atlas Galáctico fecha que la Batalla de Jakku, como se representa en la secuela de Deuda de Vida, Consecuencias: El Fin del Imperio, al 5 DBY, colocando firmemente de este modo a Consecuencias: Deuda de Vida en el 5 DBY.
 La versión original de este artículo, o parte del mismo, fue traducida de Wookieepedia, ver autores
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.