Star Wars Wiki
Advertisement
Star Wars Wiki
Este artículo trata sobre un tema considerado Canon.
Este artículo cubre la versión Canon.  Clic aquí para la versión del artículo de las Leyendas. 


«Los kaminoanos no crean sin un propósito.»
Cut Lawquane[fuente]

Los kaminoanos fueron una especie inteligente alta, anfibia y de piel pálida nativa del aislado planeta acuático extragaláctico Kamino, situado al sur de la galaxia satélite del Laberinto Rishi y más allá del disco galáctico mayor.

Viviendo en grandes ciudades con cúpulas sobre pilares que se elevaban muy por encima de la superficie del océano, los científicos kaminoanos eran conocidos por estar especializados en tecnología de clonación e ingeniería genética.

Biología y apariencia

Los kaminoanos eran humanoides imponentes, delgados y de piel pálida cuyas cabezas oblongas se encontraban encima[1] de un largo cuello con huesos que les permitían una flexibilidad limitada.[7] Tenían dos grandes ojos negros con forma de almendra y pupilas blancas[3] que les permitían ver en el espectro ultravioleta. Los machos kaminoanos tenían crestas en forma de aleta en la parte superior de la cabeza, mientras que las hembras eran completamente calvas y usaban medias lunas únicas en la cabeza.[4] Sus largas y frágiles extremidades les proporcionaban unos andares gráciles y livianos,[3] y poseían unos pies pequeños adaptados al firme lecho marino de su planeta natal extragaláctico[8] y después al duro suelo.[7] Los kaminoanos alcanzaban la adultez a los once años.[4]

Sociedad y cultura

«Fuiste creado en nuestros laboratorios. eres propiedad kaminoana.»
Nala Se, a CT-5555[fuente]

Los kaminoanos vivían en ciudades cerradas sobre el lecho marino del planeta Kamino.

Los kaminoanos generalmente mostraban pocos signos de exuberancia exterior o personalidad. Consideraban a los soldados clon como su mayor logro.[1] Los kaminoanos eran aislacionistas,[6] sólo relacionándose con extranjeros cuando les suponía un beneficio.[5] Este hecho se remontaba hasta los tiempos de la gran inundación que cambió su planeta natal de Kamino, puesto que decidieron que era menos arriesgado adaptar su código genético al planeta que pedir ayuda a la República Galáctica. Si bien los kaminoanos pudieron prosperar, se quedaron con una desconfianza residual cuando recibían ofertas de ayuda exteriores. Sin embargo, los kaminoanos no pensaban necesariamente que eran superiores a otras especies, y en lugar de eso veían a los otros planetas como una distracción. Muchos kaminoanos incluso pensaban que todo lo que necesitaban ya lo tenían en Kamino.[6]

Los kaminoanos eran en general científicamente racionales. No obstante, a menudo peregrinaban a las ruinas hundidas de sus antiguas ciudades. Tanto las ciudades kaminoanas antiguas como las modernas estaban caracterizadas por consistir en cúpulas.[2]

Historia

Desarrollo temprano

La civilización kaminoana se desarrolló en un planeta que estaba aislado debido a su localización en el espacio extragaláctico.

Procedentes del planeta[6] extragaláctico[2] Kamino, los kaminoanos poseían una cultura basada en la vida en el suelo, aunque mantenían una fuerte conexión con el océano y el agua, pero su planeta natal se encontraba en el final de una larga edad de hielo. El formaciones rocosas y montañas de Kamino fueron incapaces de contener el agua del hielo fundido, y una gran inundación obligó a los kaminoanos a adaptar su estilo de vida. La especie inicialmente se desplazó a terrenos más altos, pero eventualmente necesitaron construir ciudades altas para evitar el océano. Construyeron grandes pilares y torres, que estaban conectadas al suelo que se convirtió en el lecho marino.[6] Estas imponentes estructuras reemplazaron a las antiguas estructuras de adobe.[2]

Para moverse entre ciudades, los kaminoanos volaban a lomos de aiwhas.[5] Aunque podían haber recurrido a la República Galáctica en busca de ayuda, los kaminoanos hicieron cálculos y creyeron que era menos arriesgado trabajar por su cuenta, puesto que podían ser colonizados, perder recursos, y sufrir cambios en su cultura. Los kaminoanos también preservaron su especie como terrestre y se adaptaron a sí mismos, su flora, y su fauna para sobrevivir al planeta cambiante. Sus nuevas ciudades estuvieron completamente cerradas, lo que permitió a los kaminoanos sobrevivir a fuertes vientos y tormentas, y se convirtieron en el hogar de las plantas y animales terrestres que pudieron salvar.[6]

Aislamiento

«Estos kaminoanos se guardan para sí mismos.»
Dexter Jettster, acerca de los kaminoanos antes de las Guerras Clon[fuente]

Aunque estaban aislados del grueso de la galaxia, los kaminoanos eran genetistas expertos especializados en clonación.

Aunque Kamino permaneció desconocido para la mayoría, la habilidad de los kaminoanos para la ingeniería genética se rumoreaba en algunas partes del inframundo.[6] También poseían una instalación de clonación en[9] el mundo de[10] Bora Vio durante un tiempo, aunque los kaminoanos eventualmente la abandonaron, dejando atrás a los clones creados allí.[9] El Maestro Jedi Sifo-Dyas supo de la especie y partió a Kamino para encargar la creación de un Gran Ejército de la República.[6] Aunque ya habían creado ejércitos clon antes,[1] la propuesta de Sifo-Dyas era muy osada, pero la especie en última instancia se adaptó a ello y cumplió la petición.[6] Sin embargo, los Sith tomaron el control del proyecto cuando Darth Tyranus pasó al Sindicato Pyke para derribar la lanzadera T-6 de Sifo-Dyas, matando al Maestro Jedi.[11] Tyranus también contrató al cazarrecompensas Jango Fett para que sirviera como modelo genético del ejército. Aunque llevó diez años que las tropas maduraran, el ejército de soldados clon estuvo finalmente listo para ser presentado a la República.[1]

El Caballero Jedi Obi-Wan Kenobi llegó a Kamino mientras seguía el rastro de Fett, debido a la implicación del cazarrecompensas en el complot de asesinato a Padmé Amidala, y se reunió con el Primer Ministro kaminoano, Lama Su, puesto que los kaminoanos creían que Kenobi había llegado para finalmente supervisar al Gran Ejército. No mucho después de que la República supiera del ejército, el Senado Galáctico proporcionó al Canciller Supremo Sheev Palpatine,[1] quien en secreto era el Señor Oscuro de los Sith Darth Sidious,[12] los poderes de emergencia necesarios para usar el ejército clon de Kamino, bajo el pretexto de que ese poder era necesario para combatir a la Confederación de Sistemas Independientes. Los soldados clon actuaron por primera vez bajo el mando de sus Generales Jedi en la Primera Batalla de Geonosis, la primera batalla de las Guerras Clon.[1]

Guerras Clon

«Senadora Burtoni, los kaminoanos pueden haber intercambiado la creación de los clones por un escaño en el Senado Galáctico, pero eso no le da carta blanca.»
Onaconda Farr[fuente]

La Senadora Halle Burtoni representó a los kaminoanos en el Senado Galáctico durante las Guerras Clon.

Crear el ejército clon situó a los kaminoanos en la historia galáctica, y también lograron representación en la República[6] cuando Halle Burtoni intercambió sus esfuerzos en la producción de clones por un asiento en el Senado Galáctico.[13] Sin embargo, como único productor del ejército clon, Kamino se convirtió en un objetivo princiap de ataque por parte de la Confederación.[6]

En el 21 ABY,[8] la Confederación lanzó un ataque contra el mundo, pero la Batalla de Kamino terminó con una victoria de la República. Tras la batalla, el Capitán Clon CT-7567 «Rex» pensó que los Separatistas no volverían a atacar el planeta en un tiempo próximo, y CT-1409 «Echo» y CT-5555 «Cincos» fueron ascendidos a soldados CAR. Cuando estos clones recibieron su ascenso en uno de los hangares de Ciudad Tipoca, varios kaminoanos estuvieron cerca.[14] Más adelante en la guerra, Cincos regresó a Kamino después de que CT-5385 «Tup» asesinara misteriosamente a la General Jedi Tiplar durante la Batalla de Ringo Vinda.[15] Esto se debió al biochip de modificación conductual de Tup, un dispositivo secreto implantado en los clones[16] que se creía que sólo era una defensa contra los Jedi renegados,[15] el cual se volvió defectuoso y causó una ejecución prematura de la Orden 66.[16]

La kaminoana Nala Se intentó ocultar los chips de la Orden Jedi, pero Cincos consiguió revelar su existencia a la Maestra Jedi Shaak Ti.[16] Sin embargo, Cincos fue eventualmente asesinado y falló en advertir a los Jedi de la verdadera naturaleza de los chips: iban a ser usados por el Canciller Supremo Sheev Palpatine para obligar a todos los clones a ejecutar a sus oficiales Jedi. Palpatine entregó las pruebas físicas de sus planes, los chips extraídos de Cincos y Tup, a Nala Se. Los chips fueron enviados a Tyranus, y los Sith fueron capaces de destruir todas las pruebas de la verdad.[17]

Era Imperial

«Almirante Tarkin, estas noticias son sorprendentes. El Canciller Palpatine siempre ha apoyado nuestros avances de clonación en el pasado.»
«Las prioridades del Emperador Palpatine han cambiado. Con la guerra terminada, la necesidad de futuros clones es cuestionable.»
―Lama Su y Wilhuff Tarkin[fuente]

El programa de alistamiento del Imperio Galáctico amenazó con reemplazar la producción de soldados clon de los kaminoanos.

Palpatine finalmente ejecutó la Orden 66 y erradicó a la Orden Jedi, lo que le permitió transformar la República en el Primer Imperio Galáctico.[12] Aunque los kaminoanos pretendían continuar su relación con el sucesor de la República, el Almirante Wilhuff Tarkin informó a Lama Su de que el Emperador Palpatine ya no apoyaba su producción de clones tal como había hecho durante las Guerras Clon.[18] Tras saber del programa de entrenamiento del Imperio para soldados alistados, Lama Su se preocupó por la posibilidad de que sus clones corrieran el peligro de quedar obsoletos. En consecuencia, pensó que el futuro de los kaminoanos dependía de su capacidad para proporcionar al Imperio un nuevo tipo de clon que fuera superior al genotipo original de Jango Fett, que continuaba degradándose tras la guerra.[19]

Tras el ascenso del Imperio, las instalaciones de clonación de Kamino fueron clausuradas,[20] y el pirata Hondo Ohnaka notó que se veían menos kaminoanos en la galaxia.[21]

Kaminoanos en la galaxia

Uno de los clones mantenidos en las instalaciones abandonadas de Bora Vio era kaminoano.[9]

El kaminoano Kan Be fue un señor del crimen durante la Guerra Fría entre la Primera Orden y la Nueva República. Se unió a las fuerzas del agente Terex del Buró de Seguridad de la Primera Orden durante la misión a Megalox Beta.[22]

Apariciones

Fuentes

Notas y referencias

 La versión original de este artículo, o parte del mismo, fue traducida de Wookieepedia, ver autores
Advertisement