FANDOM


Premium-Eras-canon
Tab-canon-white  Tab-leyendas-black 
Leia holo

Ayúdame, Obi-Wan Kenobi. Eres mi única esperanza.

Este artículo necesita referencias según la guía de referencias.

Ayuda mejorando este artículo poniéndole referencias de material válido. Elimina este aviso cuando se haya terminado.

«¿Cómo distinguiré el lado bueno del malo?»
«Tú lo sabrás, estando tranquilo. En paz, pasivo.»
―Luke Skywalker y Yoda[fuente]
Light side symbol

El antiguo símbolo del lado luminoso de la Fuerza.

El lado luminoso de la Fuerza, también conocido como el Ashla,[1] era un aspecto de la Fuerza.[2] El lado luminoso estaba aliado con la calma y era usado para conocimiento y defensa.[3] Los Jedi fueron notables practicantes de la luz y eran enemigos mortales de los Sith, quienes seguían el lado oscuro de la Fuerza.[4]

Esencia del lado luminoso

El lado luminoso de la Fuerza fue construido alrededor de un alineamiento de tranquilidad, compasión, desinterés y amor incondicional para todos las criaturas vivientes. Para lograr la armonía y un estado de benevolencia, sus practicantes, es decir Los Jedi, meditarían y dejarían que la Fuerza fluyera a través de ellos.[5]

Poderes de la Fuerza

«Su fuerza Jedi usa para sabiduría y defensa... nunca para atacar.»
―Yoda habla acerca de la Fuerza[fuente]

El lado luminoso de la Fuerza era principalmente usado para habilidades defensivas para oponerse a los agresivos.[3] Comparado con el lado oscuro, el lado luminoso era mas difícil de usar en batallas como las emociones, como el odio, la ira y el miedo son naturales para la vida sabia en tales concursos. Esto le permitía a los usuarios del lado oscuro avanzar en su maestría de aspectos de combate de la Fuerza más rápidamente que su contraparte del lado luminoso. Sin embargo, de acuerdo a Yoda, el lado oscuro no era más poderosos que el lado luminoso en sí, era meramente «más rápido, más fácil, más seductor». Sin embargo, cada uno tenía habilidades que el otro no. Los practicantes del lado luminoso eran capaces de «sanar» un cristal kyber sangrado.[6] Esto significaba que un cristal kyber que fue enrojecido por usuarios del lado oscuro, podía ser restaurado a una forma pura. La Orden Jedi también tenía una téncica antigua llamada Morichro. Esta forma de arte le permitía al usuario disminuir las funciones del cuerpo de un oponente hasta el punto de la muerte. La Maestra Yaddle era la única Jedi conocida que usaba esta habilidad, pero a la vez era muy peligrosa. Un adherente del lado luminoso podía perfeccionar la habilidad de convertirse en un Espíritu de la Fuerza. Esta habilidad le permitía al usuario preservar su Fuerza Viva y, por lo tanto, manifestar una consciencia la cual les permitía estar en comunión con los vivos después de la muerte. Las únicas personas conocidas que lograron esta habilidad fueron Yoda, Obi-Wan Kenobi y Anakin Skywalker. Qui-Gon Jinn fue la primera persona en descubrir esta habilidad, pero murió antes de perfeccionarla. Sin embargo, fue capaz de tener una consciencia eterna, pero no podía aparecer como una versión teñida de azul de su forma física y, en su lugar, volvió como una voz incorpórea.[7]

El Elegido

Antes de la Caída de la República Galáctica, había una antigua profecía que predecía un ser que traería equilibrio a la Fuerza.[4]

Promesa de Lira San

«Y es a través de tu Fuerza, nuestro Ashla, que viene la profecía. Está escrito y es hablado. La promesa de Lira San seguirá el destino de Los Tres. El tonto, simple y egoísta, lideraría. El guerrero, audaz y sanguinario, para cazar la esperanza del mañana. ¡El niño, para destruirlo! Encontraremos nuestro nuevo hogar solo si el niño salva al guerrero y al tonto.»
―Chava[fuente]

Tras la Caída de Lasan, la mística lasat Chava la Sabio y antiguo Guardia de Honor de Lasan Gron descubrieron una profecía en el antiguo escrito lasat. Chava y Gron se embarcaron en una búsqueda para encontrar Lira San.[8] Tres años antes de la batalla de Yavin,[cita requerida] Chava y Gron fueron capturados por el Imperio Galáctico. Sin embargo, fueron rescatados por un pirata weequay, el amigo de Hondo Ohnaka, Ezra Bridger, y los Espectros. Chava vio a Hondo como «el Tonto» en la profecía. A bordo del Fantasma, Cahava y Gron encontraron al antiguo Alto Guardia de Honor de Lasan, el capitán Garazeb Orrelios, a quien vieron como el «Niño de Lasan» en la profecía.[8]

Después de una ceremonia, Chava le pidió a Zeb que usara su rifle Bo a la manera antigua con su personal. Chopper luego les mostró su mapa galáctico. El rifle de Zeb les mostró un planeta en el Espacio Salvaje. La capitana Hera Syndulla estableció un rumbo con las coordenadas hacia Lira San. Sin embargo, a medida que se acercaban a las coordenadas, el Fantasma tuvo que abandonar el hiperespacio debido a un agujero negro. Chava lo vio como parte del laberinto mencionado en la profecía.[8]

Un crucero ligero imperial bajo el agente Kallus del BSI, a quien Chava reconoció como «el Guerrero» en la profecía, llegó para ordenar a los Espectros que se rindieran. Se negaron y entraron en el cúmulo de estrellas. Usando su rifle bo, Zeb fue capaz de guiar al Fantasma a través del clúster. Sin embargo, los Espectros fueron golpeados y el hiperimpulsor fue activado. Cuando los Espectros se entraron, encontraron que habían llegado a Lira San. Chava y Gron luego fueron al planeta, donde descubrieron a lasats allí. Zeb, sin embargo, eligió seguir luchando con los Espectros contra el Imperio.[8]

Apariciones

Apariciones no canónicas

Fuentes

Notas y referencias

 La versión original de este artículo, o parte del mismo, fue traducida de Wookieepedia, ver autores