FANDOM


Premium-Eras-canon
Bobawhere

¿Boba Fett? ¡Boba Fett! ¡Dónde!

Este artículo se ilustraría mucho con la adición de una o más imágenes.

Por favor sube una imagen canónica relativa al artículo y sitúala en él. Si ya existe el enlace en rojo de la imagen tan sólo haz clic en el enlace para subirla. Por favor añade un pie de foto si es aplicable y toda la información relativa a la imagen, de lo contrario será borrada. Elimina este aviso una vez concluido.

Queicon

El título de este artículo sólo es una conjetura.

Aunque este artículo esté basado en información canon, el nombre real de este tema o persona no ha sido presentado por lo que se brinda una aproximación.


«Tenemos que entrar en esa torre y ver qué sucede, BB-8.»
―Kazuda Xiono[fuente]

En 34 DBY, el espía Kazuda Xiono de la Resistencia y el oficial mayor Elrik Vonreg de la Primera Orden, emprendieron simultáneamente misiones en la Torre Doza en la estación de repostaje del Coloso localizada en el planeta Castilon. Vonreg, acompañado por un escuadrón de soldados de asalto, estaba bajo las órdenes de convencer al capitán Imanuel Doza, el oficial al mando del Coloso, en aceptar la protección de la Primera Orden. Xiono, mientras tanto, buscaba investigar si Doza estaba trabajando para la Primera Orden.

Preludio

En 34 DBY, el recién reclutado miembro de la Resistencia Kazuda Xiono fue enviado a la plataforma del Coloso en Castilon en una misión para identificar a un espía de la Primera Orden que la Resistencia sospechaba que está operando allí. En la estación, se unió a Equipo Bola de Fuego, dirigido por el antiguo piloto rebelde Jarek Yeager, como mecánico y corredor como una cubierta. Fue acompañado por el droide astromecánico del comandante Poe Dameron, BB-8.[4]

No mucho después de la llegada de Xiono, una banda pirata que trabajaba en secreto para la Primera Orden atacó el Coloso, como parte de un plan elaborado por el comandante Pyre y el mayor Elrik Vonreg para tratar de obligar al propietario de la estación, el capitán Imanuel Doza, a aceptar la protección de la Primera Orden. Xiono ayudó de manera encubierta a eliminar el ataque al transmitir retroalimentación a través del canal de comunicaciones de los piratas.[1]

Doza confió en el combustible de varias fuentes, incluida la Primera Orden, para mantener al Coloso en funcionamiento. Como resultado, después del ataque, la estación se apagó en su mayoría mientras esperaba un envío de combustible. Esto impulsó a Xiono y sus compañeros de trabajo, Tam Ryvora y Neeku Vozo, a suspender el trabajo en el Bola de Fuego e ir a la Taberna de la Tía Z por refrescos. Allí, Xiono se enteró de que la propietaria Tía Z creía que Doza ya trabajaba para la Primera Orden, debido tanto al corte de energía como a las misteriosas naves estelares que visitaban en plena noche. Como resultado, Xiono resolvió entrar en la Torre Doza y averiguar qué estaba pasando. Aprendió de Ryvora que las personas que no eran residentes de la torre debían ser invitadas por un As, como su antiguo amigo Hype Fazon.[3]

La misión

Llegada de la Primera Orden

Esa misma noche, el mayor Vonreg acompañaba un carguero de combustible al Coloso, ya que tenía intención de hablar con el capitán Doza. Xiono salió de la taberna con BB-8 en la mentira de que el droide requería recargarse para mirar desde la posición ventajosa del mercado, y fue inicialmente escéptico de que el carguero pertenecía a la Primera Orden. Vozo y Ryvora lo descubrieron poco después, y luego de ver a la escolta del Escuadrón As del carguero volar lejos, Ryvora creyó que Xiono había querido estudiar los Ases para poder obtener una ventaja en las carreras. Xiono estuvo de acuerdo con su especulación. Después de presenciar el desembarco de Vonreg y cuatro soldados de asalto, Ryvora y Xiono se preguntaron qué quería la Primera Orden.[3]

El Vozo de mente literal, al escuchar a Xiono expresar un deseo de que solo pudiera preguntar a la Primera Orden lo que estaban haciendo, decidió ir y preguntarles, lo que obligó a Xiono, Ryvora y BB-8, preocupados, a perseguirlo. No lograron contactarlo a tiempo para evitar que le hablara a un soldado de asalto, pero Vozo fue rechazado con un comentario de que no estaba autorizado para estar en el área. Cuando Vonreg y sus soldados se dirigieron a la torre, Xiono confiscó el comunicador de Vozo y se fue con Ryvora y BB-8.[3]

Xiono todavía estaba decidido a entrar en la Torre Doza y le dijo a BB-8 que deseaba que Ryvora le pidiera a Fazon que los invitara. Ryvora escuchó su comentario y comenzó a explicar por qué no era posible, así como su antigua amistad con Fazon. Mientras que Ryvora estaba haciendo una lista de las maneras en que ella pensaba que Fazon era terrible, el piloto rodiano pasó caminando y la vio a ella y a Xiono. Después de haber visto a Ryvora antes con la tía Z, Fazon se acercó a ellos y los invitó al Salón de los Ases, que Xiono aceptó rápidamente.[3]

Torre Doza

Poco después de llegar al salón, Xiono vio a Vonreg y sus soldados de asalto atravesar una puerta y le preguntó a Fazon sobre su presencia allí. Fazon respondió que no se sentía cómodo al respecto. Anteriormente le había dicho a Xiono que se negaba a realizar misiones de suministros que involucraban a la Primera Orden. Ryvora y Fazon se metieron en una discusión sobre la anticuada Bola de Fuego, que Xiono usó como una oportunidad para escabullirse y espiar. Cuando Ryvora decidió irse, descubrió que Xiono estaba desaparecido y se vio obligada a hacerlo por su cuenta.[3]

Xiono siguió a Vonreg y compañía hasta la puerta por la que habían entrado, pero no pudo pasar hasta que se acercó un droide en servicio. Mientras aún llevaba su comunicador y el de Vozo, Xiono escondió uno en la bandeja del droide antes de que entrara en la habitación, la oficina de Doza, y encendió el otro para espiar. Dentro de la oficina, Vonreg le dijo a Doza que sin la ayuda de la Primera Orden, el Coloso era vulnerable a los ataques piratas, y que a medida que los piratas estaban cada vez mejor armados, los Ases no podrían detenerlos para siempre. Doza no estaba convencido de la oferta y, observando la obvia coacción, observó que podía informar de esto a la Nueva República. Vonreg respondió que la Primera Orden podría informar a la República sobre los tratos ilegales de Doza con organizaciones criminales. La reunión concluyó sin que Doza aceptara los términos de la Primera Orden, pero con él aceptando el envío de combustible.[3]

Descubrimiento

Xiono se escondió detrás del marco de la puerta cuando Vonreg y sus soldados salieron, pero su presencia pronto fue traicionada cuando sus dos comunicadores activos comenzaron a emitir sonidos cuando se acercaban demasiado. Se vio obligado a huir cuando Vonreg ordenó a sus soldados que capturaran al espía. Xiono finalmente, después de casi estar acorralado, se deslizó por una puerta abierta mientras un droide, 4D-M1N, salió exigiendo saber qué era la conmoción, solo para encontrarse en el cuarto de Torra Doza. Torra se sorprendió al verlo, y asumió que Xiono había venido porque se sentía atraído por ella, lo cual ni siquiera se le había ocurrido. Ella estaba más preocupada de que su padre «matara» a Xiono si lo encontraba allí, y cuando los soldados de asalto golpearon su puerta, sacó a Xiono de la habitación y lo llevó a la estrecha cornisa debajo de la ventana antes de cerrarla.[3]

Cuando los soldados de asalto entraron en la habitación de Torra a pesar de las protestas del droide y miraron hacia afuera, no vieron nada, ya que Torra intentó decirles que Xiono había tomado una dirección diferente. A medida que Xiono recorría su camino precario a lo largo de la cornisa, fue descubierto por los clientes de la tía Z, incluidos Vozo y Ryvora. La tía Z comenzó a apostar sobre si Xiono caería o no. Xiono cruzó una brecha entre las repisas y casi se cayó, antes de continuar. Cuando llegó a una brecha más grande, se detuvo para construir su nervio, solo para ser descubierto por los soldados de asalto, quienes comenzaron a dispararle desde un balcón. Desde allí, Xiono logró hacer un descenso razonablemente rápido por varios salientes a un nivel con puertas en el interior, evitando los disparos de los soldados de asalto. BB-8 lo había rastreado, mientras aún estaba en la Torre Doza, y le abrió una puerta para que entrara. Todo esto afectó a los clientes de la tía Z, que lo alentaron.[3]

Consecuencias

El mayor Vonreg se enfrentó al capitán Doza sobre el espía del Coloso, del cual negó tener conocimiento alguno. Torra afirmó que Xiono era simplemente un amigo que se había perdido al salir de la torre, y Doza estuvo de acuerdo con esto, diciéndole a Vonreg que confiaba en que ninguno de los ciudadanos del Coloso era responsable, ya que afirmaba saber todo lo que había sucedido en la estación. Después de la partida de Vonreg, sin embargo, un sospechoso Doza recuperó las imágenes de la cámara de seguridad de Xiono del incidente, preguntándose quién era él.[3]

De vuelta en el taller de Yeager, Xiono reclamó a Ryvora y Vozo, técnicamente sin mentir, que los soldados de asalto lo habían estado persiguiendo porque accidentalmente había terminado en un área restringida. También afirmó que se había echado a perder por la idea del Salón de los Ases, que agradó a Ryvora, y devolvió el comunicador de Vozo. Poco después de esto, se restableció la plena potencia debido al envío de combustible.[3]

Las sospechas de Doza sobre Xiono, cuando descubrió que Xiono estaba buscando a dos niños desaparecidos en los que la Primera Orden había otorgado una recompensa, lo llevaron a enviar a 4D-M1N para escoltarlo, a Vozo y BB-8 a su oficina. Cuando Xiono dejó en claro que no tenía idea de quién había otorgado la recompensa, y que estaba buscando a los niños porque necesitaba los créditos y era lo correcto, Doza no le creía. Sin embargo, Xiono permaneció inconsciente de las sospechas de Doza hacia él.[2]

Apariciones

Fuentes

Notas y referencias

 La versión original de este artículo, o parte del mismo, fue traducida de Wookieepedia, ver autores
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.