Este artículo trata sobre un tema considerado Canon.
Este artículo cubre la versión Canon.  Clic aquí para la versión del artículo de las Leyendas. 

«La unión gana guerras, caballeros.»
―Shaak Ti[fuente]

Shaak Ti fue una Maestra Jedi togruta y miembro del Alto Consejo Jedi durante los últimos años de la República Galáctica. Durante las Guerras Clon, un conflicto a escala galáctica entre la República Galáctica y la Confederación de Sistemas Independientes, Ti participó en batallas cruciales como la de Geonosis, Kamino y Coruscant.

Además de su papel como general en el Gran Ejército de la República, Ti supervisó personalmente el entrenamiento y desarrollo de las fuerzas clon en Kamino. Mientras desempeñaba esa tarea, Ti se vio implicada en una conspiración alrededor del origen de unos chips inhibidores introducidos dentro de todos los clones, y los secretos ocultos a los Jedi sobre ello. Durante la Batalla de Coruscant, Ti fue enviada a proteger al Canciller Supremo Sheev Palpatine, pero quedó inconsciente en un duelo con el general separatista Grievous. Mientras meditaba durante un ataque contra el Templo Jedi, fue asesinada por Darth Vader, el Jedi caído Anakin Skywalker.

Biografía

Vida temprana

Shaak Ti nació en el planeta Shili.[1] Se unió a la Orden Jedi, y en algún momento tras la Batalla de Naboo, ganó un asiento en el Alto Consejo Jedi, tomando el lugar de la Maestra Jedi Yaddle.[3]

Rumbo a la guerra

Ti y el Consejo Jedi reunidos con Obi-Wan Kenobi y Anakin Skywalker.

En el 22 ABY, la República Galáctica se encontraba en un estado de agitación, puesto que un movimiento secesionista, liderado por un antiguo Jedi, el Conde Dooku, amenazaba a la estabilidad de la República Galáctica. El movimiento secesionista abrió el debate acerca de crear una fuerza militar para combatir en una inminente guerra. Tras un intento de asesinato contra la senadora de Naboo, Padmé Amidala, Ti y los demás miembros del Consejo Jedi asignaron al Caballero Jedi Obi-Wan Kenobi investigar los intentos de asesinato mientras su Padawan, Anakin Skywalker, protegía a la senadora. Ti estuvo presente en los Archivos Jedi cuando Kenobi buscaba el planeta Kamino solicitando la ayuda de Jocasta Nu. Al llegar a Kamino, Kenobi descubrió que el difunto Maestro Jedi Sifo-Dyas había ordenado en secreto años atrás la creación de un ejército clon a los kaminoanos con la ayuda de un hombre llamado Tyranus. Más tarde, mientras perseguía al atacante de Amidala, Jango Fett, Kenobi fue capturado por Dooku en Geonosis. El Consejo Jedi fue informado de lo ocurrido por Skywalker y Amidala, quienes intentaron rescatar a Kenobi sin éxito, siendo capturados.[3]

Las Guerras Clon

Batalla de Geonosis

Shaak Ti y Pablo-Jill se enfrentan a droides de combate en Geonosis.

Ti participó en la Primera Batalla de Geonosis, el conflicto que dio inicio a las Guerras Clon entre la República Galáctica y la Confederación de Sistemas Independientes. Como combatiente, Ti formó parte del equipo de ataque Jedi reunido por el miembro del Consejo Jedi Mace Windu para rescatar a Obi-Wan Kenobi, Anakin Skywalker y Padmé Amidala de ser ejecutados por los separatistas en la Arena Petranaki de Geonosis. Cuando Windu dio a conocer la presencia de los Jedi, todos ellos encendieron sus sables de luz.

Ti y la Maestra Jedi Luminara Unduli encendieron sus sables láser a la vez, uniéndose rápidamente a la batalla. Dooku envió a hordas de droides de combate a contraatacar a los Jedi, quienes en poco tiempo se vieron superados, quedando en pie solamente un pequeño grupo de ellos, incluida Shaak Ti.[3]

Shaak Ti y los demás Jedi rodeados en Geonosis.

El Ejército Droide Separatista ya estaba listo para eliminar a los supervivientes cuando el Gran Maestro Yoda llegó junto al recién desplegado Gran Ejército de la República. Varias cañoneras LAAT/i formaron un perímetro alrededor de los Jedi. Ti, Unduli y Saesee Tiin subieron a bordo de una cañonera y abandonaron la arena rumbo a un lugar seguro. Con la ayuda de soldados clon, los Jedi rescataron con éxito a Kenobi, Skywalker y Amidala; y ganaron la posterior batalla, aunque numerosos Jedi perdieron la vida.[3]

Supervisando el entrenamiento clon

Shaak Ti: «Soy una Jedi, y el individuo y el grupo han de actuar como uno. Igual que vosotros.»
Echo: «Sí, por eso Cincos y yo nos preocupamos el uno del otro.»
Shaak Ti: «Como individuos, pero no como grupo. Estáis donde debéis estar, así que solucionad vuestros problemas y comportaos como un grupo. He decidido que vosotros y vuestros compañeros repitáis el examen mañana.»
— Shaak Ti y Echo[fte.]

Temprano en la guerra, Ti fue asignada a Kamino para supervisar la producción y entrenamiento de nuevos soldados clon en las principales instalaciones de clonación de Ciudad Tipoca.[4] Además de su papel de supervisora, Ti también ejercía de oficial al mano de las fuerzas de seguridad kaminoanas.[5] Shaak Ti, junto a los cazarrecompensas contratados Bric y El-Les, se encargó de dirigir ejercicios de entrenamiento. Un grupo de entrenamiento clon, el Escuadrón Dominó, era ineficaz al seguir el protocolo y trabajar en equipo. Tras un ejercicio fallido, Bric consideró que el grupo era defectuoso y que debía ser destinado a labores de mantenimiento. El-Les simpatizaba más con el grupo y quería que el Escuadrón Dominó continuase con su entrenamiento.[4]

Shaak Ti habla con Echo y Cincos.

Más adelante, Ti conversó con el Primer Ministro kaminoano, Lama Su, acerca de qué hacer con esos clones. Su sugirió desechar al escuadrón sacrificando a sus miembros, una idea a la que Ti se opuso. Finalmente, Su dejó la decisión en manos de Shaak Ti. Dos miembros del Escuadrón Dominó, CT-5555 "Cincos" y CT-1409 "Echo", se acercaron a Ti y solicitaron ser transferidos a otro escuadrón. Ti rechazó su petición y les dijo que en el combate, debían luchar como grupo, no como individuos. Con eso dicho, Ti permitió al Escuadrón Dominó volver a someterse a prueba. El Escuadrón Dominó completó con éxito la prueba, y Ti presidió la ceremonia de graduación para su ingreso en el Gran Ejército de la República.[4]

Batalla de Kamino

«Los droides están cayendo. ¡Intensifiquemos la ofensiva!»
―Shaak Ti[fuente]

Shaak Ti recibe a Obi-Wan Kenobi y Anakin Skywalker en Kamino.

Después de que la República Galáctica interceptara un mensaje entre el general Grievous y la acólita oscura Asajj Ventress planeando un ataque sobre Kamino, Ti y el Primer Ministro Lama Su recibieron a Obi-Wan Kenobi y Anakin Skywalker en cuanto llegaron a Ciudad Tipoca con refuerzos. Una flota separatista pronto llegó y se enfrentó al bloqueo de la República Galáctica que defendía Kamino. Ti siguió el progreso de la batalla desde una sala de control de Ciudad Tipoca junto a Kenobi, Lama Su, el capitán clon CT-7567 "Rex" y el comandante clon CC-2224 "Cody". Ti notó que la flota separatista no era lo suficientemente grande como para atravesar el bloqueo, y ordenó a Skywalker liderar a los cazas de la República Galáctica para derrotar al enemigo.[6]

Varios destructores separatistas fueron destruidos mientras protegían la nave de mando de Grievous, y sus escombros cayeron sobre el océano de Kamino. Kenobi se preocupó de la sencillez de la batalla, y dejó a Ti y a los demás para investigar los escombros. Bajo el océano de Kamino, descubrió acuadroides montando naves de asalto clase Tridente bajo el agua, pero fue incapaz de advertir a Ti de ello a tiempo. Entonces, comenzó un asalto sobre Ciudad Tipoca, con Grievous y Ventress al frente.[6]

Shaak Ti lidera la defensa de Kamino.

Cuando la sala de control fue atacada por acuadroides, Ti rápidamente los destruyó y contactó con los demás Jedi, dándose cuenta de que los droides estaban siendo rechazados y necesitaban intensificar su contraataque. Mientras Kenobi se enfrentaba a Grievous y Skywalker a Ventress, quien quería robar una muestra del ADN clon, Ti lideró a las tropas en un esfuerzo por expulsar a los separatistas de Ciudad Tipoca. Luego, Ti contactó con Cody para informarle del progreso de la batalla. Los droides restantes pronto fueron destruidos en cuanto la flota separatista se retiró, aunque Grievous y Ventress lograron escapar de Kamino.[6]

Sirviendo al Consejo Jedi

Señal de socorro extraña

Tiempo después, cuando los Jedi recibieron una señal de auxilio de dos mil años de antigüedad, Ti y el Consejo Jedi enviaron a Obi-Wan Kenobi, Anakin Skywalker y su Padawan Ahsoka Tano al sistema Chrelythiumn, donde debían investigar la señal y reunirse con un destructor estelar clase Venator dirigido por el capitán clon Rex. A pesar de estar en las coordenadas correctas, los tres Jedi no pudieron encontrar a la otra nave y quedaron atrapados en el limbo de otro mundo.[7] Luego consiguieron escapar y reunirse con sus compañeros.[8]

Desapariciones en Kiros

Ante la amenaza inminente de una invasión separatista, el gobernador togruta de Kiros, Roshti, decidió negociar con el Conde Dooku, consciente de que la ayuda de la República Galáctica llegaría demasiado tarde. Tiempo después, Obi-Wan Kenobi y Anakin Skywalker llegaron al planeta con sus tropas, sólo para descubrir que los colonos togrutas del lugar habían sido secuestrados por los separatistas. Cuando Shaak Ti y el Consejo Jedi tuvieron constancia de ello, enviaron a Kenobi, Skywalker, Ahsoka Tano y el capitán clon Rex a encontrar y rescatar a los colonos.[9]

Frustrando un secuestro

Cuando se supo que el Conde Dooku y el criminal Moralo Eval planeaban secuestrar al Canciller Supremo Sheev Palpatine durante el Festival de la Luz de Naboo, Ti y el resto del Consejo Jedi planearon que Obi-Wan Kenobi actuase de incógnito haciéndose pasar por el cazarrecompensas Rako Hardeen para frustrar el plan de Dooku y Eval. Ti asistió al falso funeral de Kenobi, quien había fingido su muerte, permaneciendo en pie junto a Mace Windu y la duquesa Satine Kryze de Mandalore.[10] Más adelante asistió a una reunión convocada por Windu, donde se discutió la seguridad del Festival de la Luz. El plan del Consejo Jedi fue un éxito, y el Canciller Supremo Palpatine quedó ileso.[11]

Rebelión en Onderon

Shaak Ti asiste a una reunión con los rebeldes de Onderon vía holograma.

Cuando los separatistas invadieron el planeta Onderon y derrocaron a su rey, Ramsis Dendup, reemplazándolo por Sanjay Rash, un grupo de seguidores de Dendup se rebeló contra el nuevo monarca. Los rebeldes contactaron con el Consejo Jedi, solicitando su apoyo. Ti y el resto del Consejo Jedi estaba preocupado, puesto que la lucha de los rebeldes no implicaba a la República Galáctica, y enviar ayuda sometería a los Jedi a un escrutinio del Senado Galáctico. Sin embargo, Ti y el Consejo Jedi enviaron a Obi-Wan Kenobi, Anakin Skywalker, Ahsoka Tano y el capitán clon Rex para entrenar a los rebeldes en secreto.[12]

Bombardeo del Templo Jedi y juicio a Ahsoka Tano

Shaak Ti y el Consejo Jedi en el funeral de las víctimas del ataque al Templo Jedi.

Tras un atentado en el hangar del Templo Jedi, Ti y el Consejo Jedi se reunieron para discutir quién podía ser el culpable. Mace Windu sugirió la idea de que el atacante podía ser un Jedi renegado, y se asignó la investigación del asunto al Caballero Jedi Anakin Skywalker y su Padawan Ahsoka Tano. Su investigación condujo al arresto de Letta Turmond, quien había alimentado con explosivos nano-droides a su marido, un trabajador del Templo Jedi.[13]

Ti más adelante asistió al funeral de los seis Jedi asesinados en el ataque. Tras la ceremonia, Ti y el resto del Consejo Jedi se reunieron para escuchar un informe de Obi-Wan Kenobi acerca de la actividad separatista en Saleucami. El informe fue interrumpido por el almirante Wilhuff Tarkin, quien habló a los presentes de la petición de Turmond de reunirse con Ahsoka Tano. La Padawan se reunió con la prisionera, y en un giro de los acontecimientos, Turmond fue asesinada y Ahsoka escapó, acusada del asesinato.[14] Ti asistió a una reunión del Consejo Jedi en la que Tarkin acusó a Ahsoka de haber orquestado el ataque al Templo Jedi, haciendo que Ti intercambiara una mirada de sorpresa con Kit Fisto.[15]

Shaak Ti permanece al lado de Kenobi durante el juicio a Ahsoka Tano.

Después de la captura de Tano, Tarkin solicitó al Consejo Jedi expulsarla de la Orden Jedi para que pudiera tener lugar un juicio militar, libre de la parcialidad que creía que tendrían los Jedi. Temiendo que negarse sería visto como un acto de sedición, el Consejo Jedi aceptó de mala gana. Ti fue una de los jueces durante el juicio de Tano en la Sala del Juicio, donde la joven Padawan fue expulsada de la Orden Jedi y desposeía de sus rangos dentro del Gran Ejército de la República.

En última instancia, Skywalker demostró la inocencia de Ahsoka, revelando que la verdadera culpable era la Padawan Barriss Offee quien, descontenta con la Orden Jedi, había entregado a Turmond los nano-droides y acusado a Ahsoka de todo ello. El Consejo Jedi se disculpó ante Tano y le ofreció regresar, pero ella se negó y abandonó la Orden Jedi.[16]

La conspiración clon

Buscando el origen
«Parece que este clon tiene órdenes de matar a un Jedi.»
―Ti acerca del extraño comportamiento del soldado clon Tup[fuente]

Shaak Ti supervisa los exámenes médicos de Tup.

Tras el colapso del soldado clon CT-5385 "Tup" durante la Batalla de Ringo Vinda, en el que asesinó a la General Jedi Tiplar, el soldado fue enviado a Kamino para ser examinado. Tup fue acompañado por el capitán clon CT-7567 "Rex" y el CAR CT-5555 "Cincos", quienes se reunieron con Ti al llegar. Ti informó a Rex de que lo necesitaban en el frente de batalla y envió a Cincos a ser examinado, puesto que había estado cerca de Tup y cualquier información que pudieran reunir ayudaría en la investigación.

Ti y la doctora kaminoana Nala Se, comenzaron entonces a inspeccionar a Tup. Nala Se llevó a cabo una hiperprueba, una práctica que desagradaba a Ti. Durante las pruebas, Tup comenzó a convulsionar violentamente, lo cual Cincos notó desde una sala cercana. Las pruebas no detectaron nada anómalo, y Tup miró a Ti y murmuró que debía matar Jedi antes de que Se lo sedara. Ti y Se quedaron desconcertadas al no poder explicar lo ocurrido.[17]

Ti pregunta al Consejo Jedi cómo desean proceder con las pruebas a Tup.

El droide médico AZI-3 sugirió llevar a cabo en Tup un escaneo atómico de fase 5, para así encontrar el origen de su colapso. Se afirmó que el escaneo podía matarlo, y en lugar de eso sugirió sacrificar al clon y hacer una autopsia del cadáver, puesto que creía que su comportamiento se debía a un virus. Ti en cambio creía que la causa era mental, sugiriendo que los separatistas podían haberle lavado el cerebro en Ringo Vinda. Cada una decidió hablar con sus compañeros para decidir cómo proceder.

Mientras Se conversaba con el Primer Ministro Lama Su, Ti contactó con el Consejo Jedi en Coruscant para discutir el asunto. Ti informó de la situación y expuso su teoría del lavado de cerebro argumentando que Tup se había ausentado durante cinco rotaciones durante su estancia en Ringo Vinda. El Consejo Jedi le encargó llevar a Tup al Templo Jedi, donde podrían examinarlo a través de la Fuerza.[17]

La huida de Cincos
«Ahora ya deben haber escapado.»
«Escapar nunca fue su intención. Estaban investigando, buscando. Su aparición en los laboratorios genéticos lo demuestra pero, ¿qué están buscando?»
―Nala Se y Shaak Ti sobre Cincos y AZI-3[fuente]

Shaak Ti informa al Canciller Palpatine de la muerte del soldado clon CT-5385.

Luego, Ti fue alertada por una alarma de intrusión en Kamino que descubrió que había sido activada por Cincos quien, junto con AZI-3, había llevado a cabo un escaneo atómico en contra de sus órdenes. El dúo había localizado y extraído un tumor que creían que era la causa del comportamiento de Tup. El soldado clon Tup, pronto murió murmurando que ahora era libre de pesadillas. Ti y Nala Se contactaron con el Canciller Supremo Sheev Palpatine y le informaron de la situación.

Palpatine les pidió llevar los datos a la Gran Instalación Médica de la República en Coruscant.[17] Después, no obstante, Ti invocó su autoridad como cliente de los clonadores y decidió llevar los datos al Templo Jedi primero—generando las protestas de Nala Se—y dijo a Cincos que se llevaría a cabo una última prueba sobre él antes de que pudiera volver al combate.[5]

Con un bláster apuntando a su cabeza, Nala Se intenta convencer a Ti de que los chips inhibidores son inofensivos.

Antes de poder marchar, Ti fue alertada de que Cincos y AZI-3 intentaban escapar. Ti los persiguió pero fue incapaz de alcanzarlos antes de que huyeran en una nave kaminoana. Mientras ella y Se intentaban seguir su rastro, Ti sintió que estaban buscando en el lugar equivocado. Sus sospechas resultaron ser ciertas en cuanto supo que alguien estaba accediendo a los datos genéticos de Jango Fett. Ti, junto a varios soldados clon y Se, descubrió que se trataba de Cincos y AZI-3.

De nuevo les dieron caza incapaces de capturarlos. Ti asumió que Cincos y AZI-3 no planeaban escapar si no que estaban buscando algo. Más adelante vio a Se abandonando silenciosamente el centro de mando y la siguió con un grupo de soldados clon. Así llegó a la sala de embriones a tiempo para ver a Cincos apuntando con un bláster a la cabeza de Se, y le ordenó que se rindiera encendiendo su sable de luz.[5]

Cincos y AZI-3 muestran a Ti el chip inhibidor, que afirman que es la clave de una gran conspiración.

Cincos explicó como él, ayudado por AZI-3, había descubierto que el tumor había sido fabricado por bio-ingeniería y sospechaba que un enorme complot era la causa de las acciones de Tup. El dúo había descubierto que todos los clones, incluido Cincos, tenían implantado el mismo chip inhibidor orgánico, el cual había funcionado mal en Tup. Ti pidió una explicación de por qué el chip de Tup se había deteriorado, pero Cincos le dijo que eso no importaba puesto que todo el Gran Ejército de la República podía estar comprometido si los chips no eran extraídos. Nala Se afirmó que los chips habían sido colocados para inhibir comportamientos agresivos y que lo ocurrido en Tup era un caso aislado, además de que extraerle el chip había provocado la muerte a Tup. Cuando Cincos reveló que se había extraído su propio chip, Se afirmó que Cincos era una amenaza y debía ser sacrificado. Cincos y Se comenzaron a discutir sobre si él se trataba de una forma de vida antes de que Ti invocara su autoridad como Jedi una vez más e insistiera en que Cincos fuese enviado ante el Canciller Supremo Palpatine como parte de la investigación, en vez de dejarlo ser sacrificado por la doctora. Nala Se respondió que Cincos no formaba parte de la petición inicial de Palpatine, pero Ti permaneció decidida a enviarlo a Coruscant. Cincos le agradeció que hubiera creído en él, a lo que Ti contestó que había hecho lo correcto.[5]

Engaño
«No puedo creer que Cincos intentara asesinar al Canciller.»
«Los kaminoanos creen que un virus ha corrompido su chip inhibidor, provocando este comportamiento. El soldado CAR Cincos se siente víctima de un complot, separatista o de otro tipo.»
―Anakin Skywalker y Shaak Ti hablan del colapso de Cincos[fuente]

Ti persigue a Cincos en la Gran Instalación Médica de la República.

Ti llevó a Cincos, así como a Nala Se, a la Gran Instalación Médica de la República en Coruscant. Al llegar, fueron recibidos por Mas Amedda, quien los condujo al interior hasta el Canciller Supremo Sheev Palpatine. El Canciller Palpatine dio la bienvenida a Ti mientras Cincos se colocaba en una mesa de examen. Ti le entregó los chips inhibidores y Nala Se explicó lo que eran. Palpatine preguntó si era posible que un virus hubiera causado daños en el chip de Tup, a lo que Se respondió que sólo sabían que un chip había fallado y que ahora Cincos era una amenaza tras haberse quitado el suyo. Cincos insistió a Palpatine que los kaminoanos ocultaban algo acerca de los chips o de lo contrario, él y Tup eran víctimas de un complot separatista. Se de nuevo argumentó que un virus era el responsable de lo ocurrido y Cincos debía ser sacrificado. El Canciller Palpatine solicitó a Ti y Se esperar fuera de la sala mientras él hablaba con Cincos. Ti protestó, pero Palpatine le aseguró que él y Cincos estarían a salvo. Mientras meditaba en el exterior, Ti escuchó un disparo y abrió la puerta justo para ver a Cincos desarmando al Canciller y su seguridad. Cincos apuntó con su arma a Palpatine, pero Ti usó la Fuerza para detenerlo. Palpatine afirmó que Cincos había intentado asesinarle. Mientras Ti ayudaba al Canciller a levantarse, Cincos escapó de la sala descendiendo unas escaleras. Ti lo persiguió y saltó hasta lo bajo de las escaleras hasta un hangar médico. Allí ordenó el cierre de las puertas pero Cincos consiguió cruzarlas a tiempo.[18]

Shaak Ti discute el intento de asesinato con los Jedi.

Ti se reunió con los Maestros Jedi Plo Koon, Yoda, Mace Windu y el Caballero Jedi Anakin Skywalker e informó de las acciones de Cincos. Skywalker, a cuya Legión 501 pertenecía Cincos, expresó su incredulidad al oír que Cincos había intentado asesinar a Palpatine. Ti les dijo que los kaminoanos creían que un virus había dañado el chip inhibidor de los clones, provocando su comportamiento, aunque Cincos creía que era víctima de una conspiración. Entonces, Windu afirmó que Cincos debía ser capturado con vida para descubrir si había algún complot implicando a los clones. Skywalker dijo que él traería a Cincos con la ayuda del capitán clon Rex. Ti le aconsejó ser precavido, puesto que la extracción de su chip podría haber cambiado a Cincos. Finalmente, mintras intentaba explicar la verdad acerca de los chips inhibidores a Skywalker y Rex, Cincos fue asesinado por el comandante clon CC-1010 "Fox".[18]

Ti, junto a Skywalker, Windu y Yoda; se reunió más tarde con el Canciller Palpatine, quien les dio su propia explicación del colapso de los clones. Palpatine dijo a los Jedi que su investigación les hacía creer que un parásito nativo de Ringo Vinda había dañado los chips, y que se estaba desarrollando un antídoto para administrarlo a todos los clones. Ti y Skywalker permanecieron en silencio durante la reunión, escuchando cómo Yoda y Windu aceptaban las palabras de Palpatine, quien aseguró que no se investigaría más el asunto y les instó a redirigir su atención a la guerra.[18]

Crisis en Bardotta

Poco después, el Canciller Supremo Sheev Palpatine informó al Consejo Jedi de la petición de la reina Julia de Bardotta de recibir la ayuda del representante Jar Jar Binks tras la desaparición de varios Maestros Dagoyanos. Ti, junto al resto del Consejo Jedi, discutió el asunto, decidiendo que Binks no debía acudir a Bardotta solo, por lo que Mace Windu decidió acompañarlo.[19]

Tyranus revelado

Shaak Ti y Kit Fisto escuchan a Obi-Wan Kenobi.

Tras recibir una señal de socorro de la nave del difunto Maestro Jedi Sifo-Dyas, el Consejo Jedi envió a Plo Koon a investigar. Tras confirmar que la nave encontrada era la de Sifo-Dyas, el Consejo Jedi decidió investigar el asunto en mayor profundidad. Ti estuvo presente cuando Anakin Skywalker y Obi-Wan Kenobi informaron de su misión a Oba-Diah, donde hicieron frente al Conde Dooku. Allí, descubrieron la alarmante realidad de que Dooku y Tyranus, el hombre que había ayudado a Sifo-Dyas a encargar el ejército clon, eran la misma persona. Ti y los demás miembros del Consejo Jedi decidieron mantener esa información en secreto, puesto que el apoyo público a la guerra se desintegraría al conocerse que los Sith poseían un vínculo secreto con el ejército.[20]

Las visiones de Yoda

Ti también estuvo presente en una reunión del Alto Consejo Jedi en la que sus miembros expresaron su preocupación por la salud del Gran Maestro Yoda. Ti, junto sus compañeros, meditó con Yoda en un intento de oír la voz que Yoda afirmaba haber escuchado, perteneciente al difunto Qui-Gon Jinn. Sin embargo, la meditación no tuvo éxito. Más adelante, Ti apareció en una visión de Yoda en Dagobah, en la que era empalada por el sable de luz de Anakin Skywalker mientras meditaba.[21]

Ti y el Consejo Jedi expresan su preocupación por la salud de Yoda.

Pasado un tiempo, Ti, junto a otros Jedi vivos y muertos, apareció en otra de las visiones de Yoda mientras avanzaba por el Valle de la Extinción en la misteriosa Fuente de Vida. Ti fue vista conversando con Barriss Offee y Adi Gallia, estando en realidad la primera apresada en Coruscant y la segunda fallecida en una escaramuza en Florrum. Todos los Jedi presentes se reunieron bajo el Gran Árbol, donde Yoda se dio cuenta de que lo que veía era una ilusión. Entonces, las apariciones, incluida Ti, se elevaron hacia el cielo y la visión terminó.[22]

Crisis en Utapau

Shaak Ti, Kit Fisto, y Oppo Rancisis en el Consejo Jedi.

Tras la muerte de la Maestra Jedi Tu-Anh en Utapau, Obi-Wan Kenobi y Anakin Skywalker descubrieron que los separatistas estaban transportando en secreto un enorme cristal kyber a Serenno. Ti estuvo presente durante el informe de la situación de Kenobi, escuchando cómo Yoda le ordenaba arrebatar el cristal a los separatistas. La subsecuente misión condujo a la destrucción del cristal kyber a manos de los Jedi.[23]

Ti volvió a asistir a una reunión la que Skywalker y Kenobi informaron de sus acciones al Consejo Jedi. Los Jedi supieron por Yoda que los cristales kyber como el de Utapau antaño habían dado poder a superarmas construidas por los Sith, y que el misterioso Señor Oscuro de los Sith Darth Sidious algún día podría descubrir otro cristal kyber gigante y alimentar una nueva superarma.[23]

Complot para asesinar al Conde Dooku

«Estoy de acuerdo, pero Vos no tiene que estar en el campo de batalla.»
«Pero si se encuentra allí, podrá reaccionar inmediatamente con cualquier conocimiento que él tenga y nosotros no. Siento que está listo para ser enviado a una misión más delicada.»
―Mace Windu y Shaak Ti hablan de Quinlan Vos[fuente]

Ti estuvo presente en una reunión del Consejo Jedi tras el ataque en Mahranee, en la que Mace Windu sugirió que asesinar al Conde Dooku podría ayudar a terminar la guerra. Ti permaneció en silencio durante la reunión, con una expresión calmada pero triste. Tras considerarlo cuidadosamente, el Consejo Jedi decidió enviar a Quinlan Vos a asesinar a Dooku. Vos, junto a la antigua asesina de Dooku, Asajj Ventress, entrenó para asesinar al Conde. El plan fracasó, y Vos fue capturado mientras Ventress apenas escapaba.[24]

Tras un fallido intento de liberar a Vos y la revelación de que éste era el nuevo aprendiz de Dooku, Ventress se reunió con Obi-Wan Kenobi y fue llevada al Templo Jedi. Ti se encontraba reunida con Yoda, Windu, Plo Koon y Ki-Adi-Mundi cuando Kenobi y Ventress entraron en la sala. Todos excepto Yoda alzaron sus sables de luz en respuesta a la aparición de Ventress. A petición de Kenobi, los Jedi bajaron sus defensas. Finalmente, con la ayuda de los Jedi, Vos fue liberado. El Consejo Jedi averiguó que, según la versión de Vos, él no había caído al lado oscuro y solamente había estado apresado por Dooku. El Consejo Jedi pronto se reunió para discutir qué hacer con él, puesto que Ventress se negaba a creer que Vos no había caído al lado oscuro y el Consejo Jedi estaba dividido acerca de cómo tratar el asunto. Windu quería mantenerlo alejado del esfuerzo de guerra, puesto que Vos era una amenaza para la República Galáctica, debido a su conocimiento de la información republicana y separatista y sus lazos con Dooku. Tanto Kenobi como Ti se pronunciaron en contra de eso, afirmando que su conocimiento ayudaría a la República Galáctica y que debían asignarle pequeñas tareas hasta que estuviera listo para unirse al esfuerzo bélico. Durante los siguientes meses, Vos lideró diversas misiones a pequeñas instalaciones de almacenaje separatistas y puestos de escucha, cada una de las cuales terminó con más sospechas de la verdadera lealtad de Vos, puesto que cada lugar parecía haber sido abandonado por los separatistas antes de la llegada de las fuerzas de la República Galáctica. Para probar su lealtad, el Consejo Jedi lo envió de nuevo a asesinar a Dooku. Vos reclutó a Ventress otra vez, y ambos viajaron a Christophsis. Ventress demostró estar en lo correcto en su creencia de que Vos seguía bajo la influencia del lado oscuro, pero se sacrificó a sí misma muriendo a manos de Dooku para redimir a Vos. En última instancia se permitió a Vos regresar a la Orden Jedi, y éste devolvió el cuerpo de Ventress a su mundo natal Dathomir.[24]

Batalla de Coruscant

Shaak Ti durante la Batalla de Coruscant

Durante los Asedios del Borde Exterior, los separatistas lanzaron una invasión masiva contra Coruscant. La batalla, sin embargo, era una estratagema para que Grievous accediera a la superficie del planeta y secuestrara al Canciller Supremo Sheev Palpatine.[25] Shaak Ti y el Caballero Jedi Roron Corobb, junto a una fuerza de soldados clon, fueron enviados a proteger al Canciller. Corrob y los clones cayeron ante Grievous, pero Ti consiguió seguir luchando.[26] Usando su sable de luz y la electrovara de un MagnaGuardia IG-100, Ti se enfrentó a Grievous.[27] Grievous consiguió derrotarla, electrocutando a Ti con unos cables y dejándola inconsciente en el proceso. Entonces, tomó su sable de luz y escapó con Palpatine cautivo hacia la nave insignia separatista, la Mano Invisible.[26] Obi-Wan Kenobi y Anakin Skywalker fueron convocados para rescatar al Canciller, y la batalla resultante terminó no solamente con el rescate de Palpatine si no también con la muerte del Conde Dooku.[25]

Tensión en la Orden Jedi

Ti asiste a una reunión del Consejo Jedi observada por Yoda desde Kashyyyk.

Tras la derrota separatista en Coruscant, el general Grievous fue nombrado nuevo Jefe de Estado de la Confederación de Sistemas Independientes. El Consejo Jedi, al tener noticias de ello, convirtió su captura en su máxima prioridad para terminar la guerra. El Canciller Supremo Sheev Palpatine, de quien el Consejo Jedi ya desconfiaba fuertemente, decidió por sí mismo nombrar a Anakin Skywalker miembro del Consejo Jedi. Con pocas opciones, el Consejo Jedi aceptó pero se negó a otorgarle el rango de Maestro Jedi, enfureciendo al joven Jedi. El Consejo Jedi sólo había aceptado su nombramiento para espiar al Canciller a través de Skywalker. Ti no estuvo presente durante estos eventos pero sí asistió a una reunión en la que Skywalker informó de que la Inteligencia de la República había localizado a Grievous en Utapau. Skywalker se ofreció voluntario para liderar la misión pero fue reemplazado por Obi-Wan Kenobi a petición de Mace Windu y Ki-Adi-Mundi. Estos acontecimientos resintieron la relación no sólo entre el Consejo Jedi y el Canciller Supremo, si no también con Skywalker.[25]

Ataque al Templo Jedi y muerte

Shaak Ti es empalada por el sable de luz de Darth Vader en una visión de Yoda.

En el 19 ABY, poco después de la Batalla de Coruscant, se descubrió que el Canciller Supremo Sheev Palpatine era el verdadero Señor Oscuro de los Sith, Darth Sidious, habiendo manipulado a la República Galáctica y los Jedi. Tras asesinar a Mace Windu, Darth Sidious convirtió a Anakin Skywalker al lado oscuro de la Fuerza. Entonces, ejecutó la Orden 66, que mediante chips inhibidores obligaba a los soldados clon a volverse contra los Jedi. Mientras los Jedi repartidos por toda la galaxia eran masacrados, el Templo Jedi fue atacado por Skywalker, recién bautizado como Darth Vader.[25] Ti grabó un mensaje en un holocrón urgiendo a cualquiera que lo escuchara a continuar con el legado de la Fuerza y no dejar que la Gran Purga Jedi fuese el fin de los Jedi.[27] Mientras meditaba durante el ataque, Ti fue asesinada por Darth Vader,[2] igual que en las visiones de Yoda.[21]

Legado

«A quien sea que esté viendo esto... te toca a ti ahora. No dejes que nuestras muertes hayan sido en vano. No dejes que esto sea el final de los Jedi.»
―Shaak Ti en un mensaje póstumo guardado en un holocrón[fuente]

La grabación de Ti, momentos antes de su muerte.

A pesar de sólo poseerlo durante un corto periodo de tiempo antes de su muerte a manos de Obi-Wan Kenobi en Utapau, el sable de luz de Ti se encontró entre los más preciados de la colección de Grievous.[26]

Poco después de la Batalla de Fortaleza Vader, Darth Vader entró en un portal construido por Lord Momin para resucitar a su difunta esposa, Padmé Amidala. Mientras caminaba avanzando a través de varias ilusiones, entró en una en la que algunos Jedi, vivos y muertos, incluida Ti, le hicieron frente. Una a una, Vader destruyó a las ilusiones, empalando simultáneamente a Ti y Plo Koon mientras en su mente sonaban palabras instándole a dejar morir el pasado.[28]

Muchos años después de la Orden 66, el holocrón de Ti pasó a formar parte de la colección de artefactos Jedi de Grakkus el Hutt en Nar Shaddaa. Luke Skywalker, el hijo de Darth Vader, fue capturado por Grakkus en el 0 DBY. Bajo la presión del hutt, Skywalker abrió varios holocrones y fue testigo del mensaje de Ti emitido a través del artefacto.[29] En el 4 DBY, Luke, para entonces un Caballero Jedi, ayudó a redimir a Darth Vader y terminar con el dominio de Sheev Palpatine sobre la galaxia.[30]

Alrededor del 34 DBY, treinta y tres años después de su muerte, podían encontrarse estatuas de Ti y otros Jedi en la tienda de antigüedades de Dok-Ondar en Batuu.[31]

Apariciones

Fuentes

Notas y referencias

  1. 1,0 1,1 1,2 1,3 Universo Star Wars
  2. 2,0 2,1 Star Wars: Atlas Galáctico
  3. 3,00 3,01 3,02 3,03 3,04 3,05 3,06 3,07 3,08 3,09 3,10 Star Wars: Episodio II El Ataque de los Clones
  4. 4,0 4,1 4,2 4,3 TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «Clone Cadets»
  5. 5,0 5,1 5,2 5,3 TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «Fugitive»
  6. 6,0 6,1 6,2 TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «ARC Troopers»
  7. TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «Overlords»
  8. TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «Ghosts of Mortis»
  9. TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «Kidnapped»
  10. TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «Deception»
  11. TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «Crisis on Naboo»
  12. TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «A War on Two Fronts»
  13. TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «Sabotage»
  14. TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «The Jedi Who Knew Too Much»
  15. TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «To Catch a Jedi»
  16. TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «The Wrong Jedi»
  17. 17,0 17,1 17,2 TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «Conspiracy»
  18. 18,0 18,1 18,2 TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «Orders»
  19. TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «The Disappeared, Part I»
  20. TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «The Lost One»
  21. 21,0 21,1 TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «Voices»
  22. TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «Destiny»
  23. 23,0 23,1 TCW mini logo.jpg Star Wars: The Clone Wars – «The Big Bang»
  24. 24,0 24,1 El Discípulo Oscuro
  25. 25,0 25,1 25,2 25,3 Star Wars: Episodio III La Venganza de los Sith
  26. 26,0 26,1 26,2 Star Wars Lightsabers: A Guide to Weapons of the Force
  27. 27,0 27,1 Star Wars: Mujeres de la Galaxia
  28. Darth Vader: Lord Oscuro 25
  29. Star Wars 9
  30. Star Wars: Episodio VI El Retorno del Jedi
  31. Johnson, Zach (February 27, 2019). Everything You Need to Know About Star Wars: Galaxy’s Edge. D23. Archivado desde el original el 27 de febrero de 2019. Consultado el 3 de marzo de 2019.
 La versión original de este artículo, o parte del mismo, fue traducida de Wookieepedia, ver autores
*Nota: Algunos de los enlaces son de afiliados, lo que significa que, sin costo adicional para ti, Fandom ganará una comisión si haces clic y realizas una subscripción. El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.